PARA LLEGAR A LA CIMA TENDRÁS QUE DISFRUTAR DEL SACRIFICIO

La psicología deportiva es una disciplina que trata de ayudar a los deportistas y demás agentes del mundo deportivo (padres, entrenadores, entidades, etc) en todos sus niveles, desde aficionados y primeras etapas, hasta la élite de cada disciplina deportiva. Siendo una de las bases de nuestro trabajo la de ayudar a alcanzar el máximo rendimiento posible, sin que esto tenga que estar ligado a la consecución de títulos.


Por tanto, un ámbito de nuestro trabajo se localiza en la detección de talentos y en el desarrollo de deportistas que anhelan o que están encauzados a alcanzar la cumbre de su deporte. Obviamente en este campo hay muchos profesionales aportando y dando su visión, más si tenemos en cuenta que la élite suele mover grandes cantidades de dinero, hecho que también atrae a gente menos profesional que a veces embarra la labor de los demás profesionales.


Esto desemboca en que, muchas veces, se den (incluso vendan) recetas mágicas sobre qué hacer para ser top, o qué cualidades exactas debe tener un deportista para que pueda llegar a triunfar. Pero la realidad es muy compleja, de hecho solo hay que comparar a las grandes figuras de cada deporte para ver que hay más diferencias que semejanzas entre ellos. Por poner algunos ejemplos actuales: Nadal y Federer, Cristiano Ronaldo y Leo Messi, Lebron James y Stephen Curry, Mayweather y Pacquiao; deportistas cuyas diferencias a la hora de practicar su disciplina como en aspectos tales como la personalidad son más numerosas que las cualidades que tienen en común.


Entonces, ¿no hay nada que tengan en común todos los números 1? ¿Algo que me ayude a ver si mi hijo puede valer o no?


Desde mi opinión como psicólogo deportivo, una de las claves más importantes para poder llegar a la cima es que el deportista DISFRUTE, que tenga pasión por su práctica. Obviamente, tendrá que tener unas cualidades físicas, técnicas y tácticas apropiadas para su disciplina, pero eso es ya trabajo de entrenadores y preparadores deportivos. Pero hay una cosa clara, llegar a la élite es tremendamente complicado, por tanto no vale únicamente con esos “talentos innatos” que tanto llaman la atención. Hay una frase que dice “el esfuerzo vence al talento cuando el talento no se está esforzando”, y en todos los deportes hay mucha gente esforzándose tremendamente por ser profesionales.


Así que va a ser imposible que se llegue al más alto nivel sin horas y horas de dedicación, con tremendos sacrificios en todos los aspectos. Y ese sacrificio solo será llevadero si verdaderamente le APASIONA su actividad; si es capaz de disfrutar con cada momento de su preparación y formación, sólo así será posible dar el 100% en cada segundo y podrá ir mejorando en todo momento.


En definitiva, si quiere que su hijo sea una estrella, o que su escuela deportiva genere grandes talentos, su primera preocupación debería ser promover la DIVERSIÓN y el DISFRUTE en la actividad.


Recent Posts
Archive