noticias

Entrevista a Santiago Zapico, maestro de Taekwondo
y director de AESET

Hoy tenemos el honor de entrevistar a Santiago Fernández Zapico, Cinturon Negro 6º Dan, Titulado como Maestro Entrenador Nacional por el Consejo Superior de Deportes y la Federación Española de Taekwondo. Ex -miembro del equipo Nacional Español campeón de España y de Europa con más de 20 años de docencia a sus espaldas y Presidente de la Asociación Española de Entrenadores de Taekwondo (AESET).

 

Apasionado por el mundo de la enseñanza técnica de la disciplina, nos cuenta sus impresiones sobre lo que representa su asociación y la inclusión de la psicología deportiva, como valor añadido del proyecto.
 

 

¿Cuál es tu relación con el taekwondo actualmente?

 

Soy Maestro Nacional de Taekwondo y dirijo una escuela en Madrid. Me dedico a enseñar taekwondo.
 


¿Qué aspectos consideras más importantes en la enseñanza del taekwondo?
 

La formación en valores como el respeto, el compañerismo, la autoestima, y la superación personal que adquiere un practicante de taekwondo y que desde bien pequeños, no dejamos de inculcar a nuestros alumnos.
 

 

¿Qué representa  AESET y cuál es su razón de ser?

 

La Asociación Española de Entrenadores de Taekwondo representa al colectivo de profesionales de este deporte como necesidad de un órgano independiente y puramente profesional para nuestro sector, al igual que ya lo han hecho otras modalidades deportivas, y pensamos que va a formar parte de nuestra profesión aportando las carencias que en este sector profesional siempre hemos tenido.

 


¿Qué perspectivas de futuro os marcáis?

 

AESET se ha creado para que tenga una larga vida y que todos los entrenadores de taekwondo sean participes en ella.

 

Los fundadores de esta iniciativa lo hemos tenido muy claro desde que nació la idea, hace ya cinco años. Queremos dejar un legado para el taekwondo y para esta profesión.

 

press to zoom

press to zoom
1/1

¿En qué consisten los programas de formación de entrenadores que tenéis pensado desarrollar y que valores añadidos aportarán? 

 

La competencia con otros deportes mayoritarios es enorme, sobre todo en edades tempranas, sin embargo sabemos que cuando a un alumno le llega bien dentro esta disciplina es capaz de seguir practicándola toda su vida y ahí es donde entra nuestra necesidad de estar bien formados a todos los niveles y no solo en el área técnica de la competición, sino también consiguiendo una formación integral en todos los aspectos y adaptándonos a cualquier demanda por parte de los deportistas que quieran practicar taekwondo, independientemente de sus aptitudes o limitaciones.

En España un entrenador, por norma general suele convertirse en un director de club o profesional libre para ejercer.
 

 

¿Qué opinión tienes sobre la inclusión de aspectos relacionados con la psicología deportiva?

 

¡¡Fundamental!! Y en ese campo tenemos una clara y difícil batalla. Pienso que es muy complicado enseñar ciertos métodos y sistemas desde el campo psicológico y que por otro lado hay muchos pregoneros, de ahí nuestra decisión de trabajar con el CPAd de la Universidad Autónoma de Madrid. Un trabajo mal hecho de un solo profesor puede derivar en que ese deportista en cuestión no vuelva a practicar taekwondo en su vida y por eso perjudicaría a todo el colectivo, dando una pésima imagen profesional. Gracias a Dios en España existen muy buenos profesores.
 


En tu vida como profesional del Taekwondo, ¿Has identificado la necesidad de trabajar de manera específica dicha área?

 

Si por supuesto, de hecho creo que sin darme cuenta, la experiencia de mis 25 años es la que me ha obligado a tocar ese campo sin darme cuenta, soy de los entrenadores autodidactas que aprendíamos con nuestros errores. ¿Dónde estabais hace tanto tiempo? Jaja.
 

 

¿Cómo crees que mejoraría la formación de los taekwondistas?
 

Los profesores queremos y necesitamos aprender más, debemos facilitar las herramientas a las nuevas generaciones, trabajar por un beneficio común, tenemos que sentirnos profesionales. Todo esto y otras muchas cosas, harán que el taekwondista se beneficie en cualquier parte y escuela de España con la debida repercusión.

 

Muchas gracias Santiago